Escrito por Astrid Herrera, miembro del Consejo Editorial de Conexión Ambiental

Para muchos comer una hamburguesa es un placer, no solo físico sino también emocional. No obstante, desconocen el precio ambiental de producir una hamburguesa de carne. Un estudio respaldado por ONU Medio Ambiente, afirma que “el consumo de carne es una de las formas más destructivas en las que dejamos una huella en el planeta” [1] y eso se debe a que, por ejemplo, tan sólo para producir una hamburguesa se necesita alrededor de 1695 litros de agua [1].

Asimismo, diversos estudios concluyen que la actividad ganadera, en especial el ganado vacuno, es la responsable del 15 al 20% de la emisión de metano global, puesto que en el proceso digestivo de los rumiantes intervienen diferentes tipos de bacterias [2] . Así, además de elevar las emisiones de gases de efecto invernadero, que afectan negativamente el cambio climático, la cría de ganado vacuno contribuye a la deforestación y, por lo tanto, también a la pérdida de ecosistemas vitales para el equilibrio ambiental de la Tierra. 

Ello nos lleva a cuestionarnos lo siguiente ¿por qué a pesar de todo, esta actividad sigue prosperando? La razón principal, según un informe realizado por Derecho, Ambiente y Recursos Naturales (DAR) y Center for International Environmental Law (CIEL), es que es rentable para quienes la practican [3]. Es simple, la industria ganadera se hace cada vez más rica pues la demanda de carne va en aumento. De hecho, el fondo de la ONU para la Alimentación  y la Agricultura proyecta que crezca en un 76% hasta 2050 [1]

LA INDUSTRIA ALIMENTARIA: PRINCIPAL RESPONSABLE DE LA DEFORESTACIÓN

La deforestación de los bosques tropicales, entre ellos la Amazonía, es una amenaza climática global que pone en peligro el desarrollo sostenible de la tierra y su preservación para las futuras generaciones.

Si bien existen diversas causas humanas y naturales que provocan la deforestación, la protagonista es el uso de terrenos para la cría de ganado vacuno, seguida de plantaciones de soya (para alimentación animal) y aceite de palma [4].  Así, en el año 2016, solo en América latina y, especialmente, en Brasil, la extensión de pastos representaba el 80% de la deforestación mundial, mientras que la soya ocupaba más de 1 millón de kilómetros cuadrados en todo el mundo [4]. Es preciso señalar que,  de acuerdo a datos del Departamento de Agricultura de EE.UU. y de la Asociación Brasileña de Industrias Exportadoras de Carne de Res, Brasil es el mayor exportador de carne de res del mundo [5]. Mientras que, en Perú la principal causa de deforestación, que tradicionalmente ha sido la agricultura a pequeña escala, está siendo desplazada, de manera rápida, por el cultivo de palma aceitera, de cacao y coca [5]. 

En ese sentido, la causa principal de la deforestación se basa en la búsqueda de tierras para transformarlas en pasto para ganado y cultivos. De esa manera, la Industria alimentaria consigue el terreno mediante maniobras ilegales e informales que le permiten obtener un supuesto derecho sobre él y poder utilizarlo para sus propios fines, sin tomar en consideración el precio ambiental y humano de sus actividades económicas. De acuerdo al profesor del Instituto de Economía de la Universidad de Río de Janeiro, Carlos Eduardo Young, el modus operandi de estas gigantescas industrias es literalmente “ Quemar el bosque, poner ahí el ganado y luego vender la tierra” [6].  

En vista de ello, el planeta sufre una desaparición gradual de ecosistemas, que provocan la desaparición o degradación de hábitats que albergan millones de seres vivos. Al mismo tiempo se produce una pérdida irreversible de la biodiversidad de flora y fauna, lo cual a su vez pone en riesgo la continuidad de las especies e intensifica la lucha por los alimentos. En consecuencia, tiene sentido que el 80% de la pérdida de bosques en Brasil esté relacionado directa o indirectamente con la ganadería, así lo afirma la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) [5]. 

¿LA INDUSTRIA GANADERA Y AGRARIA CONTRIBUYE AL DESPLAZAMIENTO DE LAS COMUNIDADES INDÍGENAS Y A SU EXTINCIÓN CULTURAL?

Las actividades extractivas de recursos naturales y las actividades económicas a las que se dedican las gigantescas industrias mundiales, afectan sobre todo a poblaciones vulnerables, como por ejemplo, a las comunidades indígenas. Para quienes la naturaleza es su fuente de agua y alimentos. Pero, con la que además, se encuentran “intrínsecamente relacionados con la preservación de los bosques y la conservación de su biodiversidad”, así lo informa la Organización de las  Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura. [7].

Es preciso señalar que, solo en la Amazonía, viven cerca de 400 comunidades indígenas que hablan 86 lenguas y 650 dialectos [7].  Por consiguiente, la explotación de los ecosistemas perjudica directamente a las comunidades indígenas cuyo sustento de vida depende de su entorno natural. Debido a que su supervivencia se basa en actividades recolectoras, de caza y pesca, estas comunidades están más expuestas a la destrucción ambiental que provoca la Industria Alimentaria, tales como, la expansión agrícola, el acaparamiento de tierras, la degradación y destrucción de los bosques, las cuales dan lugar a la pérdida de la soberanía alimentaria y graves problemas de salud, que amenazan el bienestar de las poblaciones indígenas [4]. 

Frente a ese escenario, los gobiernos, tanto nacional como regional deberían trabajar conjuntamente con la sociedad civil para asegurar y garantizar la efectiva protección de los derechos individuales y colectivos de los integrantes de las comunidades indígenas que se encuentran amenazados (incluso de muerte, por parte de la Industria alimentaria) [8] 

PARA REFLEXIONAR Y ACCIONAR

  • La deforestación, que es causada  principalmente por la cría de ganado vacuno y las plantaciones  de aceite de palma y soya, representa la destrucción masiva de los ecosistemas, por lo tanto constituye un Ecocidio, es decir, un crimen en contra de la humanidad que debe ser procesado ante la Justicia [9]. 
  • Ahora mismo el consumo de carne está incrementando, lo que significa que la herramienta más poderosa para revertir el impacto ambiental de la agricultura y ganadería, la tenemos nosotros: los consumidores. Si bien a diario somos bombardeados con publicidad, informes y artículos de profesionales (pagados por estas Industrias) e incluso nuestra propia cultura sobre cómo deberíamos alimentarnos, los consumidores contamos con la la única y más importante arma: el libre albedrío, que nos permite elegir entre las diversas opciones de alimentos en el mercado. 
  • Por último, mi intención no es convencerte para que consumas más o menos cantidad de un alimento u otro. Sino, mostrarte que cada vez que eliges un alimento sobre otro, tu decisión tiene un impacto integral significativo en todo el sistema, desde revertir el cambio climático, combatir la pobreza y desigualdades sociales y reducir la epidemia de las enfermedades crónicas, hasta reformar las políticas y revivir la economía. Así, un ser humano es consciente cuando se da cuenta que cada una de sus decisiones, incluida las elecciones alimentarias diarias, lo adentran en una inmensa variedad de asuntos globales complejos y decide elegir en beneficio de la tierra que lo sostiene y la comunidad a la que pertenece. 

BIBLIOGRAFÍA

[1] Noticias ONU. (2021). ¿Cuánto le cuesta una hamburguesa al medio ambiente?.https://news.un.org/es/story/2018/11/1445211

[2] Harrabin, B. R. (2019, 8 agosto). Plant-based diet can fight climate change – UN. BBC News. https://www.bbc.com/news/science-environment-49238749

[3] DAR, & Dourojeanni, M. (2013, Mayo). LORETO SOSTENIBLE AL 2021. http://www.dar.org.pe/archivos/publicacion/100_lsostenible2021_p3.pdf

[4 ] Romero, T. (2020, 22 diciembre). La deforestación del Amazonas. El Orden Mundial – EOM. https://elordenmundial.com/la-deforestacion-amazonica/

[5] BBC News Mundo. (2020, 1 diciembre). Destrucción del Amazonas: las principales amenazas para la mayor selva tropical del mundo en los 9 países que la comparten. https://www.bbc.com/mundo/noticias-america-latina-51377234

[6] BBC News Mundo. (2019, 30 agosto). Incendios en el Amazonas: quién se beneficia de la explotación económica de la Amazonía brasileña. https://www.bbc.com/mundo/noticias-america-latina-49514582

[7] BBC News Mundo. (2019a, agosto 24). Incendios en el Amazonas: 3 razones por las que esta región es tan importante (aunque realmente no sea «el pulmón del mundo»). https://www.bbc.com/mundo/noticias-49448765

[8] Y. (2018, 14 agosto). Santa Clara de Uchunya: una historia de amenazas y pérdida de territorio. Noticias ambientales. https://es.mongabay.com/2018/03/peru-santa-clara-de-uchunya/